NEW YEAR, NEW ME

Todos los años nos decimos a nosotros mismos “Ya ahora si éste va a ser mi año”, haces una lista de propósitos en año nuevo, te inscribes a un gimnasio, nuevo corte de cabello porque “New Year, New me” y empiezas el año con todo.

Después de unos meses (o incluso hasta semanas) se te olvida todo eso y vuelves a la rutina de siempre, los cambios siempre son difíciles y eso hay que recordarlo a la hora de hacer nuestra lista de propósitos para este año.

  • En vez de escribir “Bajar 5 kilos” que suena como una meta difícil escribe “Hacer ejercicio por lo menos 3 veces a la semana” o “Mejorar hábitos alimenticios”, y así con cambios más sutiles como remplazar los refrescos por agua y/o la comida chatarra por snacks saludables es más probable ver resultados que si te inscribes al gym y le echas muchas ganas por 1 mes y termines dejándolo.  

Otro ejemplo puede ser el propósito de ahorrar dinero, si tienes alguna fuente de ingresos lo mejor sería ahorrar una pequeña parte de él y no tratar de ahorrarlo todo porque ahí es cuando deja de funcionar eso de ahorrar.

  • Por ejemplo; si te dan $500 pesos a la semana ahorra $100 y así te queda suficiente para tus gastos de la semana y en algunos meses ya vas a tener una buena cantidad de ahorros, en vez de tratar de ahorrar $300/$400 porque lo más probable es que lo termines gastando ya que te quedaste sin dinero.

New Year, New Me & NEW ARRIVALS

@ROLLING ROCKS

 

 

Leave a comment